supermercado

Industria advierte que nuevo etiquetado frontal sería menos transparente

30 Sep, 2019  |  Normatividad  |  0 comentarios

Los sellos de advertencia propuestos no reconocen el tamaño de la porción

El Consejo Mexicano de la Industria de Productos de Consumo (ConMéxico) consideró que el etiquetado frontal propuesto con imágenes de advertencia sería menos transparente sobre las características de los productos.

En conferencia de prensa, Lorena Cerdán, directora de la asociación que agrupa a empresas como Bimbo o Coca Cola Femsa, aseguró que no se oponen al etiquetado, pero éste debe ser claro y garantizar el derecho a la información de los consumidores.

De acuerdo con la representante del sector, los sellos de advertencia propuestos no reconocen el tamaño de la porción, por lo que es muy importante que en el etiquetado se incluya la información real por porción.

Y es que, por ejemplo, una barra de amaranto con arándanos con 150 calorías y otra con chocolate de 284, ambas tendrían el semáforo negro de exceso de calorías y azúcares, sin que el empaque precise la información completa.

Consideró que los sellos de advertencia propuestos no describen al producto como tal, tampoco reconoce el tamaño de la porción, ni permite comparar entre productos similares, además al prohibir las declaraciones nutricionales desincentiva la sana competencia.

Para Lorena Cerdán, la medida no impulsaría la reformulación de los productos como se pretende, ya que con los cambios podrían tener más sellos por la recomposición química, además los productos de menor azúcar o grasas también serían castigados.

La directora de ConMéxico expuso que en el caso de Chile la medida provocó en los primeros seis meses un desajuste en el mercado, bajaron las ventas de las empresas, pero después se volvió a la normalidad, ya que el consumidor se hace insensible a las advertencias y vuelve a sus hábitos de consumo.

Respecto al costo para las empresas, comentó que la última vez fue de 5,000 millones pesos, sin embargo, detalló que 75% tiene su origen en las pequeñas y medianas empresas (Pymes), las cuales podrían tener problemas de viabilidad económica.

Además, ante el efecto en la caída momentánea de ventas que generaría la medida, la representante del sector comentó que no existe la necesidad de generar un bache coyuntural e innecesario a la economía en México.

El etiquetado, añadió, debe proporcionar información de cómo es el producto, permitir hacer comparaciones, distinguir porciones, que sea estandarizado y deje que los consumidores decidan.

En julio pasado, la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados aprobó diversas disposiciones que obligan a la industria de alimentos y bebidas procesados a colocar un etiquetado con información nutrimental de fácil comprensión, veraz, directa, visible y sencilla.

El dictamen aprobado por la Comisión, y que se turnó al pleno para su análisis y, en su caso, aprobación, agrupa ocho iniciativas en materia de sobrepeso, obesidad y etiquetado frontal de advertencia de alimentos y bebidas no alcohólicas.


Fuente: Notimex


Deja un comentario

Todos los comentarios pasan por un proceso de validación antes de ser publicados.


Deseo recibir información